Cuerpo en forma... y sano E-mail
Además de elegir el tratamiento estético adecuado, para modelar la figura de manera integral es indispensable incorporar hábitos saludables
Celulitis, flacidez y adiposidad localizada. Tres famosos problemas que afectan a las mujeres, y que en muchos casos se superponen, pueden combatirse con tratamientos estéticos. Antes, es importante abordar el modelado de la figura en forma integral, efectuando los procedimientos específicos, pero también corrigiendo hábitos, como llevar una dieta balanceada, restringir la ingesta de sodio y grasas saturadas, beber dos litros de agua diarios, y evitar la vida sedentaria, el estrés, el tabaco y el exceso de alcohol. Un buen punto de partida será definir las zonas que se desean modificar y hablar con el médico para informarse sobre el grado de mejoría que proporcionará el tratamiento, para evitar decepciones futuras.
Algunas definiciones

La celulitis, que afecta al 90 por ciento de las mujeres, produce una alteración de la distribución y textura del tejido adiposo y conectivo y de la microcirculación sanguínea y linfática. Se presenta de manera variada: desde el grado uno, que no se ve a simple vista, hasta la más severa, de grado 4. Si la piel pierde tensión, luce arrugada o estirada y tarda en retraerse cuando se la pellizca, lo más probable es que se trate de flacidez; en ese caso, el que está afectado es el colágeno. La adiposidad localizada, en cambio, se produce por la acumulación de células grasas.
Tratamientos para combatirlas

Velashape Se aplica donde hay exceso de grasa, celulitis, flacidez y "piel de naranja". Se trata de masajes con rodillos helicoidales que reducen la circunferencia de glúteos, piernas, brazos y abdomen, además de mejorar la calidad de la piel. Funciona con energía óptica (láser o luz) que produce termolipólisis, y el sistema vacuum, que estimula la vascularización y eliminación de las toxinas, explica la dermatóloga Velia Lemel. Además, combina radiofrecuencia bipolar, que es ideal para tonificar el tejido. Se realizan alrededor de seis sesiones.

Cavix Se usa en casos de adiposidad localizada y celulitis. El ultrasonido destruye el adipocito (célula que acumula grasa) y la elimina por procesos fisiológicos. Estimula la circulación sanguínea y la generación de nuevo colágeno. Produce un efecto reafirmante que mejora el aspecto externo de la celulitis, afirma el dermatólogo Edgardo Chouela. Se lo utiliza en abdomen, glúteos, pantalón de montar y piernas. En la primera sesión puede reducir hasta tres centímetros de circunferencia. Se recomienda combinarlo con radiofrecuencia, electroestimulación y presoterapia. Se realizan alrededor de ocho sesiones.

Thermage CPT System Para modelar después del embarazo, de una liposucción  o tras la pérdida de peso. Actúa por calentamiento de la capa inferior de la piel, explica el cirujano plástico Sergio Korzín. Esto hace que las fibras colágenas y de elastina se contraigan y produzcan el primer estiramiento. Como estimula las células que generan colágeno, se forman nuevas fibras que sustituyen a las anteriores y acentúa el efecto rejuvenecedor. La cirujana plástica Griselda Seleme agrega que es efectivo para recuperar la firmeza de la piel y combatir la celulitis. Está indicado para tratar abdomen, flancos, brazos, nalgas, muslos y pantalón de montar. Se aplica en una sola sesión y los efectos duran hasta dos años.

Ultra­shape Ideal para adiposidad localizada. El ultrasonido destruye en forma selectiva las células adiposas; la radiofrecuencia bipolar y el vacuum facilitan y mejoran el procedimiento. Los ácidos grasos liberados son metabolizados a través del hígado. La dermatóloga Velia Lemel lo recomienda para tratar pequeñas zonas adiposas difíciles de eliminar con dietas o gimnasia. Se aplica en el abdomen, pantalón de montar, flancos, glúteos, muslos y espalda. Requiere aproximadamente tres sesiones; disminuye hasta tres centímetros por sesión. No está indicado para personas que sufran trastornos hepáticos, colesterol y triglicéridos elevados o alteraciones de la coagulación. Se lo combina con Accent cuando hay también flacidez.

Accent Compact Se aplica en casos de celulitis y flacidez. Trabaja con radiofrecuencia intradérmica, que produce un calentamiento controlado de la piel. La dermatóloga Claudia Viecens explica que el aumento de calor promueve la activación de la circulación y estimula la producción de colágeno. La formación de nuevo colágeno hace que la piel luzca más joven, tersa y firme, asegura el doctor Korzín. Se aplica en brazos, abdomen, glúteos y piernas, y se efectúan entre seis y ocho sesiones. Contraindicado para personas con marcapasos o placas metálicas, y en caso de lupus o embarazo.

Mesoterapia Para combatir la celulitis. Se administran mínimas dosis de fármacos en el tejido mesodérmico del área afectada. El doctor Pistor, creador de la técnica, indicaba respecto de la aplicación de la mesoterapia: "Poco, en pocas ocasiones y en el lugar preciso", recuerda el dermatólogo Sergio Escobar. Se utilizan sustancias vasodilatadoras y lipolíticos, que actúan sobre las grasas. Se recomiendan de 10 a 15 sesiones.

ND YAG 1064 nm Para flacidez. Esta técnica de láser genera calor intradérmico que estimula la producción de colágeno. Como actúa en las fibras, las áreas flácidas se tensan sin quemar grasa subcutánea. Se percibe una sensación de calor, como si se hubiera estado expuesto al sol, dice la doctora Agustina Vila Echagüe. Para brazos, busto, abdomen y piernas. Se realizan de una a seis sesiones espaciadas cada dos meses.

Hidrolipoclasia Para eliminar adiposidad localizada. Consiste en infiltrar el tejido adiposo con solución fisiológica, previa colocación de anestesia local, explica la dermatóloga Graciela Ferraro. Luego, se pasa ultrasonido para romper el adipocito, y la grasa liberada se elimina por vía natural. Se recomienda usar faja en la zona tratada, hacer ejercicios y tomar abundante agua. Para axilas, rodillas, abdomen, parte interna de piernas, cintura y la parte inferior del pliegue de glúteos. Ferraro asegura que no se producen alergias ni intolerancias. Se efectúa en una sola sesión y, si es necesario, se repite a la cuarta semana.

Endermologie Muy efectivo en casos de celulitis, dice el profesor Roberto Simkin, flebólogo y cirujano vascular. Consiste en la separación y estiramiento del tejido conectivo mediante la acción de dos rodillos, lo que provoca la liberación de la circulación venosa y linfática, y produce una tonificación de la piel y los músculos. Se aconsejan 14 sesiones, de dos a tres veces por semana, y, luego, dos sesiones al mes durante dos meses. Combinada con drenaje linfático manual, es muy beneficiosa para combatir el edema crónico, y asociada con mesoterapia se potencian los resultados en casos de celulitis.

ST Skin tightening, cabezal de Harmony Es para disminuir la flacidez de la piel, dice la dermatóloga Irene Bermejo. Actúa por infrarrojo, que genera colágeno profundo de sostén. Se realizan seis sesiones, espaciadas cada 20 o 30 días. Combinada con mesoterapia, mejora la parte circulatoria y lipolítica, porque siempre en casos de celulitis hay trastornos de la microcirculación.

Drenaje linfatico Ideal para el edema. Consiste en la realización de un masaje manual que sigue la dirección de la circulación linfática. El líquido presente entre las células (edema) se dirige hacia los vasos linfáticos para su drenaje final. El procedimiento debe realizarse por un especialista en kinesiología, recomienda la dermatóloga Laura Mijelshon. Aconseja beber un litro de agua durante la hora siguiente a la sesión.

Vacuumterapia (tipo endermoterapia) Para tratar celulitis. Consiste en masajes con copas especiales conectadas a un aparato, que al producir vacío moviliza el tejido comprometido y drena el líquido. Antes de las sesiones, Mijelshon aconseja calzarse medias tipo panty de microfibra para evitar el efecto "sopapa" por el vacío.

Presoterapia Para remover la retención de líquido. Consiste en la colocación de botas presoras inflables que, al producir movimientos de presión y descompresión sobre cintura, nalgas y piernas, remueven el exceso de líquido acumulado en el intersticio y aceleran el retorno venoso y linfático. Según Mijelshon, es un complemento ideal de otros tratamientos para la celulitis.

Sistema Indiba Produce la revitalización celular, que da como resultado una mejor tonicidad y elasticidad de la piel. Genera hipertermia, con efecto vasodilatador, que activa la circulación de la sangre. La doctora Priscila Dzigciot señala que transforma la energía fría de alta frecuencia en temperatura interna, para que cada célula pueda captar parte de esa energía y la transforme en temperatura.

¿Cómo apoyar los tratamientos en el hogar? La dermatóloga Cristina Pascutto recomienda utilizar cremas que favorezcan la lipocombustión y eliminación de grasas almacenadas. La xantoxilina incentiva el adipocito para que elimine más grasas. La floridzina, la pilosella y la hesperidina metilchalcona frenan la entrada de glucosa en el adipocito y reducen el almacenamiento de grasas. La centella asiática disminuye la permeabilidad capilar. La cafeína actúa sobre la movilización y metabolización de los ácidos grasos libres, es antiedematosa y modifica la permeabilidad vascular. La bioquímica María Laura Bovcon aconseja usar serum para el día, porque tiene textura hidratante y de rápida absorción, complementado con cafeína, manganeso y escina.